Hoy tuve una charla que tenía atragantada en mi pecho con alguien. Alguien a quien consideraba amiga. Hoy somos buenos conocidos y valoro los recuerdos juntos.

Me dijo algunas cosas que si considero verdaderas. Que soy egocéntrico y que –con ella- siempre hablo de lo mismo, y es triste y depresivo. Dijo que me regodeo de estar triste, que lo disfruto. Yo creo que no. Yo disfrutaba mi brillo anterior. Quiero desempolvar mi viejo yo. Pero soy alguien que necesita hablar las cosas muchas veces.

Ella tiene una forma de ser distinta, y según ella y yo también hay que respetarla. Pero de alguna forma yo me sentí lastimado en algunos momentos, ignorado por esa forma de ser, que no conocía y no comprendía.

En mi infantilismo interpreté falta de interés, falta de valoración. Quizás me valora de una forma distinta a la que yo quiero.

Pero en este momento solo me puedo dar el lujo de conservar personas que me ayuden a salir adelante.

A veces, aunque dos personas compartan historias difíciles no son kindred spirits, y son amistades duraderas. Son amistades que coincidieron en un momento y un lugar y no hay pieles sintéticas ni brillos que puedan hacer que esas personas vuelvan a coincidir.

Quizás yo crezca, y sea el adulto que puede tener esa amistad, quizás ese infantilismo, que en realidad es compulsividad en las acciones, deje de ser un problema.

Quizás en algunos sentidos somos espejos, y es un espejo molesto, en el que no le gusta reflejarse.

Quizás.

Soy infantil, y en algunos sentidos me gusta eso de mí. Soy un libro abierto, y en muchos sentidos me gusta.

Pero también trato de ser un buen amigo y una buena persona. Trato de respetar aunque a veces no de la manera en que otros quieren ser respetados.

Creo que lo más importante es que reflexiono sobre lo que me pasa a diario y trato de salir mejor parado después.

Con esto que acaba de pasar me doy cuenta que tengo que invertir más en mis amigos, los verdaderos, y no tanto en amistades más recientes, a excepción de algunas, que realmente no me conocen y no van a poder decodificarme. O que al menos no las siento con autoridad para hacerlo.

Creo que sea va a ser una meta de ahora en más, vivir la amistad de una forma más auténtica y verdadera.

¿Ustedes como viven la amistad?

 

Anuncios