Tanto amor nos hizo tanto mal

porque no fue amor leal

ni amor puro de verdad.

 

Fue un amor verdadero,

pero de verdad egoísta

nacido en quien no se ama y todavía no puede amar a nadie.

 

¿Cómo tanto amor nos hizo tanto mal?

¿Nos iremos a recuperar algún día?

A veces me pregunto cómo estás

y sé que no tengo a tal pregunta ningún derecho.

 

Duele no tenerte,

y más duele haberte tenido y saber que te perdí.

Duele saber que viví

un amor de película,

un gran amor en un mundo de serpientes.

 

Y sin quererlo terminé siendo una,

una de esas serpientes que, rastrera,

conspira de forma tan obvia 

que se envenenó al clavar los colmillos. 

 

A mí mismo me pregunto

como si le preguntara a un extraño, que no soy yo

¿Por qué mentís?

¿Acaso estás inseguro de lo que sentís

por él, por ese hombre de ébano,

con ojos portadores de una dulzura infinita

a los que le quitaste todo rastro de aquella

para llenarlo con tristeza infinita?

 

Embriagados de dulce locura

nos supimos amar con pasión y ternura.

La soledad y el peso del dolor que siento

no sé si es compartido.

Espero que no lo sea.

???????????????????????????????

Anuncios