“Yo creo que hicimos el amor desde la primera vez…”

me dijo como si se le escaparan las palabras

y las palabras son fuente creadora

y ahí cobra todo un nuevo sentido.

 

O quizás el sentido siempre estuvo y lo que aparece es la consciencia

O quizás éramos conscientes y no necesitábamos palabra.

 

El mundo lo creó la palabra

o al menos eso dicen algunos.

Es mágico esto que nos pasa

aunque quieras tener los pies en la tierra

y yo permanentemente mire hacia el cielo.

 

Mi cielo se convierten en esos abrazos

de los que no me puedo despegar

y tu tierra son mis glúteos

o quizás toda mi corporalidad

que te recuerdan que aunque cuerpos pasaran

los movimientos del mío dicen que se quedará

porque mi alma está encandilada

a lo que esos ojos le dicen

incluso cuando deciden no hablar.

Anuncios