Taylor Swift hace poco hizo un livestream por Instagram de alrededor 9 minutos que todos los swifties miramos independientemente de que fuera lo que estuviéramos haciendo, porque tras años de silencio mediático en la era Reputation, donde no habría explicación, solo reputación, recuperamos a nuestra bubbly TayTay que tanto extrañábamos.

378C11CF-76CF-4E6C-9B72-E831C60054E2

En ese livestream nos confirmó algo que todos los fans de ley sabiamos, su álbum se llamará Lover, palabra repetida dos veces en su single ME! y que aparece en el videoclip lo suficiente como para que todos los atentos a las pistas a las que Taylor nos tiene acostumbrados lo viéramos. Asimismo nos contó que su álbum tendrá 18 canciones (muchas canciones como casi todos sus álbumes salvo Reputation) y cuatro versiones deluxe que deberé comprar (ya estoy tramitando la tarjeta Mi dinero para comprar por internet).

CFE07C9F-35FC-4F22-A3D8-71E887DFA93F.png

Taylor Swift a lo largo de su carrera se caracterizó por un silencio casi imperdonable en asuntos de política, de defensa de derechos y de cualquier asunto que pudiese generar polémica entre sus fans. Naciendo de la tradición country quizás tenía miedo de que sus fans más conservadores la rechazaran. Además arrancó siendo una adolescente. Aunque ya en Speak Now en el video de Mean aparecía un chico gay sufriendo bullying… ¿Qué tan justo es pedirle a una adolescente que se pronuncie sobre tantos asuntos sobre los que no tiene una opinión formada?

Taylor ya no es una country darling de rubios bucles y aunque sigue siendo America’s sweetheart encontró de a poco su voz. Desde 1989, donde en Welcome to New York incluyó la línea “and you could want who you want, boys and boys and girls and girls”  planteando ya un apoyo tácito a la diversidad sexual y luego apoyando financieramente la batalla legal entre Kesha y Dr Luke, a quien ella acusa de abuso sexual y de frenarla por razones contractuales de poder desarrollar su carrera hasta que enfrenta su propio caso de abuso sexual, presentándose en todas las instancias legales, ganando el caso y pidiendo un dólar simbólico como retribución y donando muchísimo dinero a causas relacionadas con la lucha por el abuso sexual hacia mujeres.

Donar dinero no es algo ajeno a la estrella pop. Se popularizó el término swiftmas dado que, ella revisando redes sociales se ha contactado de múltiples maneras con sus fans, invitándolos a participar de videoclips como Shake it off, invitándolos a su casa (cocinando galletitas para sus agasajados) a escuchar previamente sus álbumes y visitándolos a sus casas, en hospitales e incluso en sus despedidas de soltera o en una boda gay en la que cantó la canción King of my heart. Volviendo a swiftmas, ha enviado paquetes personalizados para sus fans. También ha donado dinero para diversas necesidades, tiene su fundación. Es decir que tiene una conexión poderosa con sus fans aunque nunca se ha manifestado políticamente incluso durante la elección de Donald Trump.

Todo esto cambio en las mid-term eleccions en las que, a través de un largo posteo en Instagram pidió que los jóvenes se informaran, que ella en Tennessee votaría a un demócrata, que sentía la representaba por lo importante que es la participación de todos para generar cambios. A partir de entonces ya no permanecería callada en estos asuntos.

Sin dudas no lo hizo. Durante sus conciertos en su última gira hizo hermosos discursos sobre el mes del orgullo, sumándosele a los tradicionales discursos de aceptación personal y de amor propio frente a las rupturas y a los hopeless romantics que somos su fandom.

Cualquier demostración de amor y de reconocimiento a sus fans LGBT nos hubiera alcanzado pero nos llenó el alma cuando escribió una carta a su senador para que luchara por la aprobación de la Equality Act en la que se reconociera a la población LGBT como ciudadanos con la misma protección legal en Estados Unidos, exponiendo así el problema de forma global. Fans del mundo firmamos el acta y el senador en cuestión respondió y se comprometió a trabajar en el asunto. En su última aparición pública en el Wango Tango fue vestida de arcoíris y antes de cantar Delicate hizo un hermoso discurso dirigido a nuestra comunidad.

95AAB814-6D1B-4867-B42B-C4AF31F82C9B

Pero Taylor Swift cuando hace algo y se compromete lo hace all the way. Hoy lanzó un tema llamado You Need To Calm Down en la que se dirige brevemente a sus detractores para luego hablar de aquellos que quieren plantear la idea de que solo una mujer puede triunfar en el pop. Luego pasa a una defensa acérrima de sus amigos de la comunidad LGBT, diciendo frases como “shade has never made anyone less gay” o “why are you mad when you could be GLAAD” refiriéndose a una organización en defensa de los derechos LGBT “Sunshine in the streets in the parade when you’d rather be in the dark age… making that sign must have taken all night” acá podríamos ver una referencia a la Iglesia Bautista de Westboro, famosa por sus carteles humillantes en entierros a personas LGBT y otra clase de humillaciones públicas a nuestro colectivo. “You just need to take several seats and then try to restore  the peace and control your urges to scream to other people you hate…”  En este fragmento condena a quienes discriminan, y toma una postura firme.

Quienes seguimos a Taylor Swift hace más de 10 años jamás imaginamos a nuestra más querida darling haciendo esto en una canción upbeat pop y mucho menos acompañada de acciones políticas concretas en las que podemos ver qué no es solo una acción de marketing. Que hoy por hoy la estrella pop más grande, poderosa y rica del mundo decida defender a una de las poblaciones más desprotegidas y discriminadas del planeta nos hace querer apoyarla aún más no solo porque es una mujer que se hace querer porque es nuestro diario íntimo colectivo hace tanto tiempo para una generación de entre 10 y 30 años sino que hoy la admiramos por sus convicciones y por otra serie de cosas que nos puede ofrecer como persona además de cómo artista de calidad, como la escritora pop más prolífica de su generación y como una de las intérpretes más completas del mundo del espectáculo.

Ahora me iré a escuchar en modo repetición su último single hasta que lo sepa de memoria. Les recomiendo a todos hacer lo mismo.

Anuncios